«La Lagunita» será primera área natural protegida de Baja California: Secretaría de Economía

  • Incluye 76 hectáreas de humedal, cordón de dunas, zona de playa y pastizal colindante.

El parque estatal “La Lagunita”, situado en Ensenada, está en vías de convertirse en la primera Área Natural Protegida (ANP) Estatal, confirmó la Secretaría de Economía Sustentable y Turismo (SEST) de Baja California.

El titular de la dependencia, Mario Escobedo Carignan, explicó que el Gobierno Federal ha decretado Áreas Naturales Protegidas (ANP) a lo largo y ancho del país, pero la ley prevé también la posibilidad de que los gobiernos estatales emitan esta clase de decretos, de manera que muy pronto “La Lagunita” será la primera ANP bajo la protección estatal.  

“Lo que buscaremos como gobierno con este decreto, a través de la subsecretaría de Desarrollo Sustentable, es proteger y restaurar los elementos más representativos del área, la biodiversidad de los ecosistemas, asegurando así su permanencia”, expresó Escobedo Carignan.

El funcionario estatal recordó que “La Lagunita” forma parte de una red natural ubicada en la franja costera noroeste del Estado, misma que incluye humedales como el de La Misión, San Miguel, Punta Banda, Santo Tomás, San Quintín y El Rosario, ofreciendo hábitat a más de 114 especies de aves.

Detalló que esta área incluye 76 hectáreas de humedal, cordón de dunas, zona de playa y pastizal colindante, pero todo se ve amenazado por el desarrollo urbano, el tránsito de vehículos “recreativos”, la contaminación por residuos y descargas de aguas, incendios e invasión de personas en situación de calle.

“En las vísperas del Día Internacional de la Diversidad Biológica, que se conmemorará el próximo viernes 22 de mayo, es importante recordar que nuestras soluciones están en la naturaleza y por eso cuidar la salud de la biodiversidad es también cuidar la salud de la población”, expresó el titular de la SEST.

Por su parte, José Carmelo Zavala Álvarez, titular de la subsecretaría de Desarrollo Sustentable, comentó que “La Lagunita” es la zona con el expediente más completo para convertirse en área natural bajo la protección estatal, sin embargo, también se tienen en la mira otros sitios importantes del Estado. 

“Para esto se debe hacer un expediente documentado, con acervo bibliográfico y técnico, lo que se conoce como Estudios Técnicos Justificativos (ETJ), ese trámite está casi listo para “La Lagunita” porque se ha preparado por grupos ambientalistas durante mucho tiempo, pero hay otros expedientes no tan completos”, afirmó. 

El subsecretario aclaró que el concepto de ANP no busca aislar dichas áreas, como si se tratara de reliquias, sino que el objetivo es que mantengan sus servicios ambientales al entorno y que estas áreas sean conectadas como corredores biológicos, como una red de ANP en la que la fauna se pueda mover libremente.

“Es un concepto más amplio de lo que ya se intenta con las áreas verdes en una ciudad, es decir, la idea es que sean micro corredores biológicos para que la fauna pueda circular en los camellones y los jardines; en la ciudad es muy importante la revegetación y el poder contar con jardines polinizadores”, sostuvo.

Zavala Álvarez comentó que, posterior a “La Lagunita”, otras zonas que podrían ser candidatas para convertirse en ANP estatales son La Rumorosa o parte de ella, San Miguel, La Misión, San Quintín y hasta el sistema lagunar de Mexicali.

“La Laguna Xochimilco, la México y la Campestre, que están en la mancha urbana y se alimentan de los drenes agrícolas; el Río Hardy podría ser otro, porque ahora se alimenta de las aguas residuales de Mexicali que se tratan cerca de Cerro Prieto, es un humedal construido de 100 hectáreas y ya con vegetación”, expuso.

Recordó que las Áreas Naturales Protegidas las declaran vía decreto el Gobierno Federal, pero la ley también contempla la figura a nivel estatal, incluso hay una ANP, el Parque Nacional San Pedro Mártir, que resguardan en coordinación los gobiernos Federal y Estatal, y quizás ocurra lo mismo a futuro con el Parque Constitución.

“Un concepto que vale la pena de visión completa es la reconexión con la naturaleza y esto tiene que ver con la pandemia actual, porque estos virus son naturales en la vida silvestre, son reservorios, y cuando alteramos un hábitat llegan, por caminos todavía desconocidos, a los animales y a los humanos”, destacó Zavala Álvarez.

Para esta reconexión, finalizó, es importante el concepto de la agroecología, los huertos urbanos, volver a una agricultura más amigable con el medio ambiente, que no utilice tantos agroquímicos para conservar el suelo, cuidar la parte de la tierra viva que sustenta la vegetación, porque es allí donde empieza la cadena alimenticia.

Deja un comentario